Freshfel Europe pide a las instituciones europeas una armonización de la normativa sobre envases

envases y embalajes

El sector está cada vez más frustrado porque la falta de armonización de la UE en las normas de embalaje está obstaculizando los esfuerzos de sostenibilidad del sector de frutas y hortalizas frescas, tanto desde el punto de vista medioambiental como económico.

Freshfel Europe en su reciente seminario Legislación nacional de Envases ha pedido a las instituciones de la UE que armonicen la legislación sobre envases para facilitar el camino del sector de productos frescos hacia una mayor sostenibilidad de los envases. 

Dicho encuentro sirvió para analizar los desafíos operativos que surgen de la implementación divergente de los Estados miembros de la Directiva sobre plásticos de un solo uso (Directiva (UE) 2019/904), así como los problemas de etiquetado relacionados con la Directiva marco sobre residuos (Directiva 2008/98/EC).

En los últimos dos años, la implementación de diferentes legislaciones nacionales de envasado para productos frescos ha creado una enorme complejidad operativa en el mercado europeo, lo que ha generado mayores costes para los operadores sin ofrecer resultados de sostenibilidad.

Para los miembros de Freshfel Europe. la situación debe resolverse mediante la armonización de las normas de envasado de la UE, especialmente a través de la revisión en curso de la Directiva sobre envases y residuos de envases (Directiva 94/62/EC), para que el sector pueda lograr avances reales en la sostenibilidad de los envases.

Consecuencias en toda la cadena

Para la organización europea, deben detenerse las consecuencias no deseadas e insostenibles a lo largo de la cadena de suministro derivadas de la legislación divergente sobre envases en toda Europa. Laurent Grandin, presidente del Comité Interbranch de Freshfel Europa y presidente de Interfel, comenta que las complejidades operativas actuales que resultan de las diferentes legislaciones de empaque en cada país no son ambiental ni económicamente sostenibles. Un mercado único, una regla, debería ser el espíritu de la legislación sobre envases en la UE ”.

Una preocupación creciente para los operadores de productos frescos es la discriminación en algunas legislaciones nacionales hacia el sector, que enfrenta períodos de transición más cortos en comparación con otros sectores alimentarios, efectos perjudiciales en la calidad y seguridad de las frutas y hortalizas frescas, así como la falta de coherencia política con otros sectores que chocan con los objetivos de sostenibilidad de la UE en el marco del Pacto Verde Europeo, como la prevención del desperdicio de alimentos.

Sin evaluaciones de impacto adecuadas para las normas nacionales de embalaje, las diferentes legislaciones están dando lugar a costosas complejidades operativas que implican prácticas insostenibles.

La directora de Sostenibilidad de Freshfel Europa, Nicola Pisano, comentó: “Las normas actuales que exigen un envasado y un etiquetado diferentes para cada Estado miembro están dando lugar a un mayor desperdicio de envases y recursos, lo que no es ni ambiental ni económicamente beneficioso y contrario a los objetivos de la legislación de la UE ”.

 

 

Redaccion AenVerde

info@aenverde.es

Sin comentarios

Deja una respuesta