Agricultura contará para 2023 con un presupuesto de 8.970,13 millones de euros

fernando miranda

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) dispondrá en el año 2023 de un presupuesto consolidado de 8.970,13 millones de euros, un 0,39 % más que en el presente ejercicio.

Según afirman desde el Ministerio está enfocado a consolidar la competitividad, la sostenibilidad y la rentabilidad tanto del sector agrario y pesquero como de la industria agroalimentaria, en un contexto extraordinariamente complicado debido al fuerte crecimiento de los costes de producción y al impacto generado en los mercados de energía y materias primas debido a la invasión rusa de Ucrania.

El presupuesto para 2023 incluye 455 millones de euros del Plan Nacional de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR) para financiar actuaciones contenidas dentro del Componente 3 que gestiona el MAPA.

El subsecretario, junto al secretario general de Agricultura y Alimentación, Fernando Miranda; y la secretaria general de Pesca, Alicia Villauriz, dieron los detalles del proyecto de presupuestos del MAPA en su comparecencia ayer en la Comisión de Agricultura, Pesca y Alimentación del Congreso de los Diputados.

Plan Estratégico de la PAC

El presupuesto ordinario consolidado de la Secretaría General de Agricultura y Alimentación ascenderá a 7.974,25 millones de euros, lo que supone el 93,65 % del presupuesto global del Ministerio. A ello hay que añadir 433,29 millones de euros del Mecanismo para la Recuperación y la Resiliencia (MRR), por lo que esta secretaría general gestionará un total de 8.407,54 millones de euros, lo que refleja las prioridades políticas del Ministerio en materia agroalimentaria.

A partir del próximo 1 de enero comenzará la aplicación del Plan Estratégico de la Política Agraria Común (PAC) para el periodo 2023-2027, que permitirá la ejecución de diferentes tipos de regímenes de ayuda (intervenciones), diseñadas bajo un marco normativo comunitario común, que otorga una mayor subsidiariedad a los Estados miembros, y sobre la base de la situación de partida y de las necesidades identificadas del sector agroalimentario español, ha destacado el secretario general de Agricultura y Alimentación, Fernando Miranda.

Los fondos para financiar la Política Agraria Común (PAC), sin incluir la aportación nacional, se sitúan en 2023 en 7.123,4 millones de euros procedentes del Fondo Europeo de Garantía Agraria (FEAGA) y del Fondo Europeo de Desarrollo Rural (FEADER).

Ayudas a la renta y medidas sectoriales en el primer pilar de la PAC. En este capítulo se encuentran los gastos destinados al sostenimiento de las rentas de los agricultores (2.940 millones de euros); los pagos voluntarios para ecorregímenes (1.110 millones); las ayudas asociadas a la producción destinadas a sectores en dificultad (675 millones de euros). También está consignado el complemento de pago a los jóvenes agricultores, con 220 millones de euros, lo que supone un 54 % más que el año anterior, con un pago adicional para las mujeres jóvenes,  complementarios a las ayudas que reciben del segundo pilar (desarrollo rural) a través de las comunidades autónomas. Para los programas sectoriales y medidas de mercado se destinan 582 millones de euros.

El Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA) dispondrá de 43,1 millones de euros para desarrollar aplicaciones informáticas que permitirán la presentación de las solicitudes de ayuda, su seguimiento y control y pago por parte de las comunidades autónomas adheridas al sistema común de gestión.

El presupuesto del Programa de Opciones Específicas por la Lejanía y la Insularidad (POSEI) para Canarias aumenta hasta 289,4 millones de euros, por el incremento de la aportación del ministerio, que pasa de 18 a 21 millones. 

Las medidas de apoyo al desarrollo rural (segundo pilar de la PAC) son ayudas cofinanciadas entre la Unión Europea, a través del FEADER, el Estado y las comunidades autónomas.

La participación del FEADER en 2023 ascenderá a 1.596,4 millones de euros. Por su parte, la participación del Estado, a través del ministerio, se mantiene en más de 158 millones de euros, lo que demuestra el compromiso del Gobierno con el apoyo a las medidas de desarrollo rural de las comunidades autónomas. Las intervenciones de desarrollo rural de la nueva PAC se destinan, principalmente, a inversiones en explotaciones e industrias agroalimentarias, instalación de jóvenes agricultores, medidas agroambientales y agricultura ecológica, ayudas a zonas con limitaciones naturales, apoyo a la iniciativa local en el medio rural a través de los grupos LEADER, entre otras medidas.

Regadíos

Un total de 270,8 millones de euros del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia se destinarán a la modernización del regadío, cantidad que, junto a los 141,6 millones de euros del presupuesto ordinario, harán un total de 412,4 millones de euros.

Sanidad y acuerdos comerciales

Para atender las necesidades de financiación en materia de sanidad de las comunidades autónomas, el ministerio destinará   37,1 millones de euros para garantizar el buen estado sanitario de la cabaña ganadera y de las producciones agrícolas.

La partida destinada a promoción alimentaria para desarrollar la estrategia de promoción #alimentosdespaña está dotada con 16,7 millones de euros, un 25,6% más que el año anterior.

A ello hay que sumar 28,6 millones de euros para financiar programas de promoción presentados por Organizaciones Interprofesionales.

En materia de calidad alimentaria, se contará con 4,9 millones de euros para el control realizado en los laboratorios agroalimentarios del ministerio. Se impulsará,

También, el control de la cadena de valor agroalimentaria con 9,3 millones de euros dirigidos a la Agencia de Información y Control Alimentario (AICA).

Desarrollo rural.

En lo que se refiere a desarrollo rural, innovación y formación, se reforzarán las líneas de apoyo a favor de los jóvenes, con 1,8 millones de euros dedicados al Programa Cultiva; y de las mujeres rurales, con 2,45 millones de euros destinados a ayudas a entidades de mujeres rurales, a explotaciones en régimen de titularidad compartida y a fomentar la excelencia a la innovación.

La dotación presupuestaria para el fomento de la innovación y la digitalización en el sector agroalimentario y el medio rural se incrementará notablemente hasta alcanzar 30,4 millones de euros. Además, los 104,8 millones de euros del MRR contribuirán también al desarrollo de soluciones innovadoras de la Agricultura 4.0.

Pesca

El presupuesto de la Secretaría General de Pesca asciende a 79,3 millones de euros, un 23% más que en 2022, a lo que hay que añadir los 21,65 millones de euros correspondientes al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR), con lo que se llega a un importe total de 101 millones de euros.

Seguros

El subsecretario de Agricultura, Pesca y Alimentación, Ernesto Abati, ha destacado que la política de seguros agrarios se dota para 2023 con 317,7 millones de euros, lo que supone 60 millones de euros más que en 2022, destinados a incrementar en 10 puntos la subvención al seguro agrario, cantidades nunca antes alcanzadas y que revelan la apuesta decidida del Gobierno por este instrumento clave de apoyo a los agricultores y ganaderos españoles.

Redaccion AenVerde

info@aenverde.es

Sin comentarios

Deja una respuesta