Banco de Alimentos de Madrid agradece a un centenar de empresas su colaboración durante la pandemia

Banco de alimentos premios

La Fundación Banco de Alimentos de Madrid (FBAM) entregó, ayer, reconocimientos a casi 100 empresas e instituciones para agradecer su colaboración con la entidad durante los dos años más difíciles de la pandemia: 2020 y 2021. Entre los reconocimientos hubo un número importante a empresas y entidades del sector de frutas y hortalizas, entre ellas FEPEX, COEXPHAL y empresas como Bonnysa, Paloma o Frugalia.

Gracias a las empresas e instituciones premiadas, la FBAM pudo atender la mayor demanda de ayuda alimentaria de sus 28 años de historia, que tuvo lugar en los primeros meses de pandemia, alcanzando un pico máximo de 230.000 personas atendidas, según declaró el presidente de la entidad Francisco García González.

Recogida en Fruit Attraction

FEPEX recibió el agradecimiento por su colaboración general con el Banco de Alimentos y por facilitar su presencia en Fruit Attraction. El Banco de Alimentos es el encargado de coordinar la recogida de los excedentes de la feria que luego son repartidos entre 565 entidades benéficas. En la edición de este año, se consiguió reunir 39.000 kilos de productos hortofrutícolas.

COEXPHAL fue reconocido por donar alrededor de 1,5 millones de kilos de toda clase de hortalizas durante 52 semanas, destacando también que la Asociación se encarga de coordinar y optimizar que los camiones se llenen de producto en todas las entregas.

Noticia relacionada: Banco de Alimentos de Madrid reconoce la labor de COEXPHAL.

Bonnysa fue reconocida por la entrega de diversas frutas y hortalizas, en especial tomate y papaya. El grupo hortofrutícola Paloma por su aportación en tomate, uva, granada y nectarina y el grupo Tany Nature con su OPFH Fruilar por la entrega de ciruela.

El Banco de Alimentos de Madrid obtiene los alimentos que distribuye a través de donaciones procedentes de distintas fuentes. Las frutas y hortalizas que recibe proceden, en gran parte, del programa de retirada de frutas y hortalizas de la Unión Europea. También se recuperan excedentes de mercados mayoristas, de la industria alimentaria, de ferias y eventos… Una de las personas que más ha trabajado en la puesta en marcha y en la gestión de las retiradas de frutas y hortalizas destinadas a la distribución gratuita, y sigue haciéndolo, es el voluntario Heliodoro Pérez Carbonell.

La jornada de agradecimientos tuvo lugar, ayer, en la sede del Banco de Alimentos, en el Colegio San Fernando de Madrid.

Redaccion AenVerde

info@aenverde.es

Sin comentarios

Deja una respuesta