La Renta Agraria en 2019 se sitúa en 26.179,6 millones de euros, inferior en un 8,6 % a 2018

La Renta Agraria se sitúa en 26.179,6 millones de euros, valor un 8,6% inferior a la del año 2018 y un 4,5% por encima de la media de los últimos 10 años, según la primera estimación de las principales cifras económicas del sector agrario en 2019 A nivel europeo, la Renta agraria de España es la segunda más elevada de la UE, sólo por detrás de Francia, que también ha visto disminuida su renta en un -8,3%.

La Renta Agraria por Unidad de Trabajo Anual (UTA) se ha situado en 30.361,6 €, un 8,3 % inferior a la del año 2018, consecuencia a su vez de la citada reducción de la Renta Agraria y del volumen de trabajo en la agricultura del 0,4 %, expresado en Unidades de Trabajo Agrario.

Por su parte, la Producción de la Rama Agraria está en 50.637 millones de euros, cifra muy similar a la del año 2017. Esta cifra supone una reducción frente al año pasado, en el que hubo un registro histórico de este parámetro, debido a las excelentes condiciones meteorológicas que se dieron en 2018.

Producción vegetal

Durante 2019, el régimen de precipitaciones ha sido particularmente deficitario. El año hidrológico 2018/2019 se cerró con un descenso de las precipitaciones del 13 % con respecto a un año normal y de un 21 % con respecto a 2017/2018; las precipitaciones acumuladas entre enero y julio de 2019 fueron un 51 % menores que las correspondientes al mismo período de 2018, produciéndose una situación de sequía que ha afectado a amplias zonas de España.

Las producciones de secano han sido las más directamente afectadas por la sequía y la ausencia de precipitaciones, dando lugar a fuertes descensos en las cosechas de  aceitunas (-29,5%), cereales (-18,3%), plantas industriales (-16,7%) y uvas (-14,4%).

En determinadas producciones y subsectores, el desequilibrio entre oferta y demanda ha dado lugar a una reducción significativa de los precios, como ha sido el caso de las frutas.

Las subvenciones totales se mantuvieron prácticamente constantes con respecto a 2018.

El sistema de seguros agrarios es la principal herramienta del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación para hacer frente a las adversidades climatológicas que afectan a la agricultura. Asimismo, el Ministerio trabaja de forma continua con los principales sectores en los que los desequilibrios entre oferta y demanda conducen a una reducción de los precios, mediante la aplicación de planes sectoriales que, con la contribución de los agentes del sector, tienen por objeto recuperar el equilibrio entre oferta y demanda y, con ello, precios remuneradores para los productores.

Redaccion AenVerde
Redaccion AenVerde

info@aenverde.es

Sin comentarios

Deja una respuesta